Problemas con la ironía

La mentira más grande que nos tragamos los manizaleños es que tenemos una ciudad cultural. Universitaria sí, pero con la paradoja de que no hay dónde ejercer lo estudiado. Exceso de oferta y falta de demanda. ¿Pero cultural? Permítanme dudarlo y más aún con las directrices que imparten desde arriba los encargados de lidiar con este chicharrón.

La historia es así: primero fue la cancelación de la Orquesta Filarmónica y ahora el Festival de Jazz. Ambos, según dicen, por falta de presupuesto. Luego posiblemente seguirá el Festival de Teatro –que se mantiene con las uñas– y la exigua Feria del Libro, que es una vergüenza.

Por eso, agobiado por la falta de interés en estos temas, escribí esta columna el miércoles anterior. Al día siguiente, la directora del Instituto de Cultura y Turismo le envió una carta a Nicolás Restrepo, director de La Patria, quien de manera amable me la remitió.

No voy a decir mucho más. Tan sólo pegaré aquí la misiva y seguiré lamentándome de que la persona que está al frente de la "Cultura" en Manizales no tenga idea de lo que es una ironía. Y peor aún: que lea de manera literal. Así que, como le respondí a Nicolás, espero que pronto ponga en marcha lo del carril para los caballos y el reinado de la fiesta brava. Juzguen ustedes.


***

Doctor Nicolás Restrepo
Director La Patria Manizales
Cordial saludo,

Con extrañeza observamos que en la sección de Opinión del diario del 19 de Agosto de 2009 hay un artículo titulado “¡Al Carajo la Cultura!”, en la cual el columnista Martín Franco, persona con quien no hemos tenido el gusto de dialogar, escribe la siguiente frase: “He decidido apoyar al señor Llano y a la directora (encargada) del Instituto de Cultura y Turismo de Manizales, Paula Giraldo. Tienen razón: festivales así no sirven para nada. ¿Qué ganamos nosotros con que vengan a la ciudad una manada de barbados y peludos a tocar trompetas? Nada bueno”.

Y desde el Instituto de Cultura y Turismo nos preguntamos ¿Cómo es posible que este columnista hable de mechudos y barbados? Y peor aún que lo ponga en palabras de la Gerente (E). Como se ha explicado en reiteradas ocasiones, en el Instituto de Cultura y Turismo existe un proyecto denominado Apoyo a Iniciativas Culturales en el cual, los proponentes deben entregar su propuesta a la Institución. Aún no conocemos las razones, pero el Festival de Jazz no se presentó a tal iniciativa, hecho por el cual no aplicó a recursos del Instituto.

Es una pena para la ciudad que este año no contemos con el Festival de Jazz pero también es cierto que toda la responsabilidad no puede recaer en el Instituto de Cultura y Turismo, es claro que mientras no presenten los documentos, no podrá haber apoyo.

Cordialmente,
Paula Giraldo Robledo Gerente (E) Instituto de Cultura y Turismo

9 comentarios:

Angry Girl dijo...

bah, siemmpre nos creemos culturales desde Bogota hasta el amazonas, si la feria del libro en bogota es una verguebza, no se que sera en el resto, aqui la cultura es bailar regattone y embirracharse, no mas.

Andrés dijo...

El problema de la cultura en esta ciudad, es que todavía nos creemos en la Manizales de los 70 donde realmente si era una ciudad cultural, pero hoy en día como se vive del recuerdo lejano las administraciones municipales creen que los eventos se subsidian con recuerdos,ademémas de tener pésimos dirigentes políticos que la cultura les vale huevo.

Andrés dijo...

visite: www.nomequiereniladeturismo.com
su nuevo blog

andres dijo...

¿será que la burocracia embrutece? yo conocí alguna vez a la señora Giraldo, y no me pareció tan torpe. Pero con esa carta despeja cualquier duda.

Tim Briceño Torrenegra dijo...

amigaso bloggero... si por manizales llueve por barranquilla no escampa, ante la realizacion de eventos culturales... es mas no se como se ha mantenido por mas de una decada el festival de jazz "Barranquijazz"... pero de resto las muestras culturales son muy pobres... lo otro es que cuando las realizan, casi nadie va, lo pude palpar con el Teatro Negro de Praga y la obra "Fausto", excelente puesta en escena, pero solo pocos la apreciamos... aqui casi todo se limita a mamar ron y a vitrinear en los centros comerciales, ahh y carnavalear de lo lindo en febrero...
Me gustaria poder leer tu articulo del q habla la senhora Giraldo, si montas el link aqui en los comentarios te lo agradeceria.
Buena Muerte!!!

Martín Franco dijo...

Tim, si das click encima de donde dice "escribí esta columna el miércoles", te remite a la página. Si no, en el link de la derecha, que dice "Columna en La Patria". Saludos, hermano. Ah, a propósito de Baranquilla: te invito a leer la entrevista de El Malpensante que le hacen a José Alejandro Castaño y su experiencia en El Heraldo. No tiene pierde; está en la página web.

Apelaez dijo...

Desde hace unos años bajo la etiqueta de cultura cabe todo, desde rock al parque hasta la filarmónica. No me voy a poner con el aburridor debate sobre ¿Que es la cultura? Pero pues mas o menos la vaina es asi: cultura=entretenimiento.

Tampoco se si eso sea bueno, malo o regular. Como yo creo en el mercado, espero que no se necesite la mano de los burócratas para que exista una oferta cultural al gusto de cada quien.

Martín Franco dijo...

Ësa es la clave, Peláez: que haya una oferta cultural al gusto de cada quien, como usted dice. Que cada cual se divierta como quiera, pero que al menos den opciones y no impongan sólo un par. Porque si no hay de dónde escoger...

GZL dijo...

Curiosamente en México se ensalza el ejemplo de Medellín, que eliminó la violencia con cultura ("Al narco se le vence con cultura, no sólo con la fuerza represiva del estado", http://semanal.milenio.com/node/1057). Esto un poco para incentivar el mismo ejemplo en mi país, pero qué triste que no se tome en la nación donde se implementó originalmente el plan.